General

Dormir temprano: vivir más despierto

El descanso nocturno: un aliado para estar más despierto

Hay días en los que las intenciones por concluir todas nuestras actividades son grandes, sin embargo, las fuerzas nos faltan.

Pero, ¿qué pasó la noche anterior?

Pensamos que el retrasar la hora de ir a dormir nos permitiría aprovechar mejor el tiempo. ​¡​Grave error!

El rendimiento del día siguiente es garantizado por la calidad y el tiempo que se dedica al descanso nocturno: entre más temprano logremos ir a dormir, estaremos mucho más activos en la mañana.

El reposo de la noche anterior facilita que seamos mayor productivos todo el día. Ya es momento de olvidarnos de esa idea equivocada que nos hace creer que dormir menos, permite que hagamos más.

Beneficios

  • Te ayudará a despertar con el doble de energías. Cuando despiertas con la sensación de haber descansado lo suficiente, te siente más motivado para enfocarte en todas tus ocupaciones y no pasarás bostezando o con ojeras marcadas por el cansancio. Recuerda que lo recomendable es dormir de siete a ocho horas diarias.
  • ¿Buscas un tratamiento natural para el rejuvenecimiento de tu piel? Aunque no lo creas, el dormir temprano también resulta beneficioso para tu dermis. Mientras descansas, tu cuerpo se refresca.
  • Diez minutos pueden marcar la diferencia. Cuando logras que el descanso nocturno sea temprano, el día siguiente no será complicado que despiertes diez minutos antes de lo habitual para que organices mejor tus pendientes. Esto contribuye a puedas llevar tu día de una manera más relajada.
  • ¿Dormir y despertar cansados? Es posible cuando el tiempo que se dedica al reposo es limitado e insuficiente. Esto trae como consecuencia que estemos más susceptibles de lo normal y nos desquitamos con cualquier persona cuando algo no sale como esperamos. Duerme lo suficiente y mejorará tu humor. ¡Intentalo!

Muchas de las enfermedades se desencadenan por el hecho de no dormir las horas suficientes. Obesidad, presión arterial alta, dolores de cabeza, fatiga y falta de concentración son algunas de las enfermedades a las que te volverás más propenso por el “simple hecho” de retrasar el descanso nocturno.

Así como el no dormir lo suficiente puede producir graves daños en la salud y perjudicar el desempeño diario, la buena calidad y cantidad de descanso nocturno permite: pensar con mayor claridad, tener mejores reflejos y a concentrarse mejor.

Todos anhelamos estar más despiertos, rendir al máximo durante el día, disfrutar de nuestras actividades cotidianas. Duerme más temprano, despierta más activo.

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *